Un brote de la bacteria 'e.coli' en el norte de Alemania causa al menos dos muertos

Al parecer, la variante sería resistente a los antibióticos y se apunta a que podría haberse propagado a través de verduras contaminadas.

Un brote de la bacteria escherichia coli se ha cobrado la vida en los últimos días de al menos dos personas en el norte de Alemania, donde también hay confirmados 140 casos y habría decenas más sospechosos, lo que ha hecho saltar todas las alarmas, ya que al parecer la variante sería resistente a los antibióticos.

Las autoridades alemanas han confirmado que una mujer de 83 años falleció el sábado en Diepholz, en Baja Sajonia, como consecuencia de la bacteria. La mujer había ingresado en el hospital el 15 de mayo debido a una diarrea sangrante.

A ella se suma una joven que ha fallecido esta madrugada en Bremen, tras haber ingresado con los síntomas típicos de un contagio por e.coli, si bien aún no se conocen los resultados de los análisis que confirmen que efectivamente se trata de esta bacteria.

Las autoridades sanitarias tienen confirmados unos 140 casos de personas que habrían enfermado a consecuencia de la bacteria en las últimas semanas, entre ellos dos en Frankfurt que están conectados a máquinas de respiración asistida. En Hamburgo, segunda ciudad del país, hay unos 40 casos.

Del total de casos, según datos del lunes por la noche, unos 40 se encontraban en estado grave. La e.coli puede llevar a provocar fallos renales o anemia y sus síntomas incluyen retortijones y diarrea. Además, según las autoridades, se están realizando análisis a otras 160 personas que presentan síntomas con el fin de determinar si efectivamente han contraído la e.coli.

Los medios apuntan a que el brote de la bacteria podría haberse propagado a través de verduras contaminadas y es inusual dado que está afectando predominantemente a adultos, mientras que normalmente la e.coli suele afectar mayoritariamente a niños.

No obstante, desde el Instituto Robert Koch (RKI) se ha subrayado que por el momento no está clara la causa del contagio y no hay pruebas que confirmen que las personas infectadas contrajeron la bacteria por el consumo de verduras fertilizadas con estiércol. En este sentido, un portavoz ha subrayado que podría haber otras vías de contagio como el agua.

Ya somos 188.801