El Parlamento vasco insta a la protección de los menores ante las ondas electromagnéticas

La Asamblea vasca pide al Gobierno regional a que siga las recomendaciones de la UE y la OMS en este ámbito e invita a hacer campañas contra el "uso inmoderado" de los móviles entre los niños.

El Parlamento vasco ha aprobado este miércoles una proposición no de ley por la que pide al Gobierno regional que realice "campañas contra el uso inmoderado del teléfono móvil entre los niños y niñas".

Asimismo, la cámara se ha adherido a la resolución 1815 de mayo de 2011 de la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa, que advierte sobre el riesgo potencial de los campos electromagnéticos y sus efectos en el medio ambiente.

La iniciativa promovida por Aralar pretendía pedirle al ejecutivo vasco que legisle el ámbito de la instalación de antenas y otros dispositivos inalámbricos, "para actualizar la legislación obsoleta que data del 2001, que no aplica el principio de precaución; para poner cerco a los intereses de las operadoras y priorizar la salud de las personas; y para proteger los sectores más vulnerables ante los riesgos potenciales: niños ancianos y enfermos".

Sin embargo, los grupos del parlamento han rebajado esa petición hasta firmar una enmienda transaccional donde no se descarta la regulación de este ámbito. En concreto esta enmienda, firmada por los tres partidos mayoritarios junto a Aralar y aprobada por unanimidad, recoge tres puntos.

En primer lugar, se pide al Gobierno vasco que se adhiera a la resolución 1815 de la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa, donde se advierte sobre el riesgo potencial de los campos electromagnéticos y sus efectos en el medio ambiente.

En un segundo punto, se le insta al Gobierno a que siga las recomendaciones que sobre este respecto publica la Unión Europea y la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Por último, se le invita explícitamente a que realice campañas contra el "uso inmoderado" de los teléfonos móviles entre los niños y niñas.

Ya somos 190.557