FACUA Sevilla considera un insulto a los vecinos la sustitución del contenedor de envases de la Alameda

Lipasam cambia la pegatina de la boca de entrada de residuos reciclables para destinarlo a orgánicos después de que los vecinos denunciaran la mezcla en su recogida.

FACUA Sevilla critica la operación de maquillaje llevada a cabo por la empresa municipal de basuras, Lipasam, tras destaparse que el camión de recogida mezclaba los residuos orgánicos y reciclables en los contenedores de la Alameda de Hércules.

La asociación considera un insulto a los vecinos que Lipasam haya optado por colocar una pegatina indicativa para residuos orgánicos donde previamente se destinaba a envases reciclables.

Para FACUA, el Ayuntamiento está intentando eludir su responsabilidad en la recogida selectiva de residuos al tratar de focalizar la irregularidad en un punto concreto y culpar a los vecinos del mal uso.

Tanto la empresa encargada de la gestión integral de la recogida y reciclaje de envases como la planta de tratamiento de residuos han rebatido ya las tesis municipales, que esgrimían la contaminación de residuos para justificar la mezcla de basura orgánica y reciclable.

Por ello, el secretario general de FACUA Sevilla, Rubén Sánchez, se dirigió ya el pasado lunes al alcalde, Juan Ignacio Zoido, y el gerente de Lipasam, Francisco José Juan Rodríguez, para exigir una investigación en profundidad al temer que pueda tratarse de una práctica generalizada, aunque no ha recibido aún respuesta.

Ya somos 188.762