Enlaces patrocinados

Google Ads, declarada culpable de engañar a los consumidores australianos

Por incluir publicidad pagada de los competidores en los resultados de búsqueda para las empresas.

El Tribunal Federal de Apelación en Sydney ha declarado culpable a Google Ads de engañar a los consumidores australianos en 2007 por incluir publicidad pagada de los competidores en los resultados de búsqueda para las empresas.

La denuncia a Google fue realizada por la ACCC (Australian Competition & Consumer Commission), que aseguraba que el buscador más popular del mundo realizó conductas engañosas en relación a los enlaces patrocinados que aparecen en el buscador del sitio web, yendo en contra de los artículos 52 y 53 de las Trade Practices Act 1974 en 2005.

Google ha sido declarado culpable de los cargos. Sin embargo no tendrá que pagar ninguna multa, aunque sí tendrá que pagar parte de los costes del juicio y la apelación, según ha publicado Bloomberg. Esto es debido a que debido a que la Ley de Prácticas Comerciales, en virtud del cual fue demandado originalmente no reconocen multas por conducta engañosa.

La ACCC alegó que Google mostraba los anuncios de los competidores cuando las empresas realizaban búsquedas. Cuando se buscaban términos como "Kloster Ford" y "Charlestown Toyota", aparecían en los enlaces patrocinados de Google en la página web de Trading Post, una página web de compra-venta de coches y los concesionarios de Charlestown Newcast.

Los competidores pagaron para que sus anuncios fuesen colocados en una columna al lado de los resultados de búsqueda. Los de Mountain View inscribieron en 2005 a los dos revendedores de vehículos australianos como enlaces publicitarios, que eran pagados por las empresas para atraer internautas.

Según la sentencia, el motor de búsqueda Google daba unos resultados de las búsquedas omitiendo la distinción entre lo que revela una publicidad o los resultados de búsqueda espontánea.

Después del fallo de juez, la empresa se tendrá que comprometer a proporcionar una plataforma de publicidad que beneficie tanto a los anunciantes como a los usuarios por su conducta engañosa.

Sin embargo, Google se ha mostrado decepcionada con el fallo del tribunal ya que ha cambiado la forma se muestran los resultados desde el año 2007 y ahora está revisando sus opciones, dijo en un comunicado por correo electrónico. La empresa ha insistido en su compromiso para proporcionar una plataforma de publicidad que beneficie tanto a los anunciantes y los usuarios.

Ya somos 188.857