El Pentágono prepara la compra de 'ciberarmas' para la guerra cibernética

El encargado de "comprobar" el material será un general que viene reclamando que "alguien" tenga competencias y la capacidad para, llegado el momento, apagar la Red.

El Pentágono ha remitido un documento al Congreso de los Estados Unidos en el que perfila cómo llevar a cabo el procedimiento de compras de ciberarmas dentro de su estrategia de ciberseguridad.

El envío del documento, al que ha tenido acceso la agencia Reuters, se produce tres meses después de que el Pentágono recibiese luz verde para la guerra en Internet.

En él se explica a los congresistas que "el marco de trabajo para procesos alternativos de compra debe ajustarse a la complejidad, costos, urgencia y tiempo de respuesta asociados con el desarrollo de las capacidades para la guerra cibernética que estén siendo desarrolladas".

El proceso de compras estaría supervisado por una Junta de Inversiones Cibernéticas para simplificar la burocracia del proceso de compras de Defensa, demasiada burocracia, y poder “hacer frente al acelerado ritmo de los eventos en el ciberespacio”.

El encargado de "comprobar" el material será el general Keith B. Alexander, el jefe del Cibercomando del Pentágono (USCybercom) y de la Agencia de Seguridad Nacional, que viene reclamando que "alguien" tenga competencias y la capacidad para, llegado el momento, apagar la Red, según informa Nación Red.

El Departamento de Defensa de EE.UU. ha invertido 42 millones de dólares en investigar y desarrollar herramientas de monitorización y espionaje en las redes sociales para entre otras cosas seguir el rastro de información que pueda llevar a identificar a los que fomentan el malestar.

Ya somos 188.849