FACUA logra que propietarios de automóviles Peugeot 307 con defectos de fabricación recuperen su dinero

La Federación ha recibido ya más de 350 reclamaciones desde cuarenta y tres provincias españolas. FACUA y Peugeot crean un sistema de mediación sin precedentes en Europa para resolver las irregularidades planteadas por los usuarios.

En un acto de mediación colectiva sin precedentes en Europa en el sector automovilístico, la Federación de Consumidores en Acción (FACUA) ha logrado que dieciséis propietarios de automóviles Peugeot 307 con defectos de fabricación recuperen su importe íntegro y que el fabricante sustituya por otros modelos los vehículos de otros cinco conductores.

FACUA ha recibido más de 350 reclamaciones desde cuarenta y tres provincias españolas por defectos de fabricación en el Peugeot 307, comprados entre 2001 y junio de 2003, que en muchos casos pueden llegar a afectar gravemente a la seguridad de los vehículos y sus pasajeros.

El pasado enero, directivos de FACUA y Peugeot España acordaron establecer un sistema de mediación para resolver las reclamaciones tramitadas por la Federación en relación al 307, después de que la Federación hubiese recibido más de un centenar de denuncias. Esta vía de resolución de conflictos, pionera en las relaciones entre asociaciones de consumidores y las empresas fabricantes de vehículos, ha venido funcionando con normalidad durante los últimos cinco meses, en los que Peugeot ha solucionado de forma satisfactoria los casos de varias decenas de socios de FACUA.

FACUA representa actualmente a sesenta y ocho afectados, de los cuales cuarenta ya han visto resueltos sus problemas con la devolución de su dinero, la sustitución de los automóviles o su reparación. Esta última solución de ha dado también en otros trece casos, pero se han vuelvo a producir los defectos en los vehículos, por lo que el equipo jurídico de la Federación ha solicitado la realización de informes periciales independientes en los automóviles siguiendo las líneas del acuerdo establecido con Peugeot.

La mayoría de los casos está relacionada con disfunciones en los equipos eléctricos de vehículos, que provocan apagones que los dejan sin iluminación externa e interna o la falta de respuesta de diversos componentes del sistema electrónico. Los casos más graves son los de varios motores que se incendiaron durante la conducción, entre ellos los de dos coches que quedaron parcialmente calcinados, así como airbags que saltaron sin motivo, motores que dejaron de funcionar en carretera y conductores que se perdieron la visibilidad ante la falta de respuesta de los limpiaparabrisas o del sistema de iluminación.

También son muchos los casos de vibraciones que se acusan de forma considerable cuando los automóviles superan los 110 kilómetros por hora, aspecto que afecta gravemente a la estabilidad del volante y los espejos retrovisores, además de defectos de calidad en numerosos componentes.

En Internet

La web FACUA.org/307defectos, puesta en marcha como centro de información de los afectados, ha recibido más de 70.000 visitas desde su creación, el pasado diciembre. En ella puede accederse a información sobre las acciones que FACUA está llevando a cabo, además de conocerse las denuncias de afectados contadas en primera persona. Asimismo, incluye un formulario para que los conductores que están sufriendo defectos en sus 307 lo pongan en conocimiento de la Federación.

Ya somos 203.748