FACUA detecta diferencias de hasta el 300% al analizar el coste del carné de conducir en 23 ciudades españolas

A Coruña, Málaga, Granada y Sevilla son las ciudades más económicas. Zaragoza, Bilbao, Logroño y Pamplona, las más caras. La Federación informa al Servicio de Defensa de la Competencia de posibles pactos de precios en Salamanca, Badajoz, Gijón y Zaragoza.

Sacarse el carné de conducir aprobando a la primera cuesta en España una media de 782 euros. Si comparan precios entre las autoescuelas de su ciudad, los usuarios pueden lograr un ahorro que en algunos casos supera el 50%, aunque en también pueden toparse con precios sospechosamente parecidos, que merecen una investigación del Servicio de Defensa de la Competencia. Estos son algunas de las conclusiones de un estudio realizado por la Federación de Consumidores en Acción (FACUA) sobre los precios de 220 autoescuelas en veintitrés ciudades españolas.

El informe de FACUA revela que A Coruña, Málaga, Granada y Sevilla son las ciudades más económicas para sacarse el carné de conducir. Las más caras son Zaragoza, Bilbao, Logroño y Pamplona. Asimismo, la Federación ha pedido al Servicio de Defensa de la Competencia del Ministerio de Economía que investigue la posible existencia de pactos de precios en Salamanca, Badajoz, Gijón y Zaragoza.

'Alumno A'

Del estudio se desprende que el permiso de conducir B cuesta 782,04 euros de media, si se toma como supuesto a un usuario (al que llamaremos alumno A) que recibe veinte clases prácticas y aprueba a la primera, sin que necesite renovar su expediente, que le da derecho a tres exámenes (esto es, puede repetir una vez el teórico o el práctico). En el caso de las pocas autoescuelas que cobran la teoría por mensualidades (catorce de las encuestadas, de las que nueve son de Málaga), se han estimado dos meses de formación.

La diferencia entre la ciudad más cara y más barata para el alumno A es abismal. La más económica es A Coruña, en la que las diez autoescuelas encuestadas arrojan una media de 396,68 euros; y la más cara es Zaragoza, donde hay que pagar 1.173,40 euros. La disparidad de precios entre estas dos ciudades alcanza los 776,62 euros (nada menos que un 296%).

La autoescuela más barata para el alumno A se encuentra en A Coruña, mientras que la más cara es una de las encuestadas en Pamplona. El coste del carné para este alumno en los citados establecimientos es de 342,30 euros y 1.250,95 euros, respectivamente. La diferencia alcanza los 908,65 euros (un 365%).

'Alumno B'

El informe refleja un segundo supuesto. Se trata del alumno B, que aprueba el teórico a la primera y el práctico a la tercera, dando quince clases prácticas más que el alumno A (treinta y cinco en total). Este alumno ha agotado las tres convocatorias a examen a las que tiene derecho y tiene que renovar expediente, lo que encarece aún más el precio del carné.

El alumno B pagaría una media 1.263,01 euros por sacarse el carné. 480,97 euros más (un 62%) que si aprobase a la primera y con sólo veinte clases prácticas.

Para este alumno la ciudad más barata es A Coruña y la más cara, Bilbao, con precios medios de 710,30 euros y 1.839,11 euros, respectivamente. La diferencia es del 159%.

La autoescuela más barata para el alumno B también está en A Coruña, donde en una de las encuestadas tendría que pagar 673,00 para obtener el permiso. La más cara está en Bilbao, donde el coste sería de 1.938,00 euros (casi el triple).

Grandes diferencias... y posibles pactos de precios

El esfuerzo por comparar precios está más que compensado. Especialmente en Pamplona, donde la diferencia entre el coste del carné de conducir en la autoescuela más barata y la más cara del estudio alcanza los 449,75 euros, aprobando a la primera, y los 635,75 euros, para quienes agotan las convocatorias. Tras esta ciudad, las diferencias de precios más acusadas se encuentran en Barcelona, Valencia y Logroño.

Sin embargo, en otras ciudades FACUA ha observado precios sospechosamente parecidos, algo que ha puesto en conocimiento del Servicio de Defensa de la Competencia para que determine si existen pactos de precios que recortan la libre competencia vulnerando la legislación vigente. En la inmensa mayoría de las autoescuelas analizadas en Salamanca, Badajoz, Gijón y Zaragoza, los precios son prácticamente idénticos, a pesar de que no está permitido acordar precios entre distintas empresas. Zaragoza, además, se presenta con los precios más caros de toda España, por lo que deja al alumno sin posibilidad de elegir, obligándolo a pagar cifras muy altas.

Consejos para ahorrar

Ya que la calidad de enseñanza difícilmente puede ser un motivo para la elección, a la hora de apuntarse a una autoescuela, el usuario baraja principalmente su proximidad geográfica y sus precios. Lamentablemente, la mayoría de los establecimientos encuestados son poco claros en sus tarifas, lo que dificulta la comparación de precios.

Antes de elegir autoescuela, lo recomendable es preguntar los precios y compararlos, es decir, sumar todas las cantidades que deben pagarse hasta la obtención del carné, ya que normalmente, la que no cobra matrícula es porque tiene la formación teórica más cara, o la que cobra los materiales más baratos pide más dinero por las clases prácticas, por ejemplo. No hay que guiarse por un solo parámetro, se deben sumar todas las cantidades para encontrar realmente la autoescuela más barata y no llevarse a engaños a la hora de pagar. FACUA recomienda a los usuarios que pregunten expresamente si los precios que dicen llevan incluido el IVA o las tasas de tráfico, porque muchas las omiten, pasan por alto el coste de la matrícula o del material didáctico...

Clases prácticas

La duración de las clases prácticas es de cuarenta y cinco minutos en nueve de cada diez autoescuelas. Como anécdota, Logroño es la única ciudad donde todas las autoescuelas tienen prácticas de una hora.

La media nacional se sitúa en 21,51 euros por cuarenta y cinco minutos al volante, aunque se registran puntas de 9,82 euros de media en A Coruña y de 32,15 euros en Bilbao. Entre una y otra existe una diferencia de más del triple (el 327%) por una clase de características muy similares.

La clase más barata se cobra en una autoescuela de A Coruña, por 7 euros, y la más cara en dos de Bilbao que tienen el mismo precio, 33,64 euros (el 481%, casi cinco veces más).

Algunas ofertan lotes como forma de descuento, en los que suelen incluir el precio de la matrícula y un número de prácticas que oscila entre las cinco y las veinticinco. Esta es una forma de abaratar el precio final aunque obliga al alumno a contratar un número clases por adelantado antes de empezar a recibirlas y sin posibilidad de anulación si durante el transcurso decide no recibir más.

Clases teóricas

La forma de cobrar la formación teórica varía mucho. Algunas la incluyen en el precio de la matrícula, otras la cobran por meses y otras tienen un precio global para todo el tiempo que se necesite. En cada ciudad analizada se suele seguir la misma configuración para esta forma de pago.

La mayoría de ellas las incluyen con la inscripción; en Málaga y algunas autoescuelas de Granada, Tenerife y Valencia las tarifan mensualmente, con un coste de entre 18 y 64 euros al mes; y en Bilbao, Castellón, Logroño, y Murcia se suele pagar entre 92 y 228 euros para recibir clases por tiempo indefinido.

Tasas de Tráfico

Las autoescuelas preparan al alumno y Tráfico los examina. Por esos exámenes, Tráfico cobra 72,20 euros exentos de IVA, que da derecho a repetir uno de los dos exámenes. El alumno paga a la autoescuela esta cantidad de dinero y ella se la da íntegra a T tráfico.

Sin embargo, quince de las autoescuelas analizadas han incrementado el precio de las tasas. A veces el suplemento es pequeño, de 0,20 o 0,60 euros, en otros casos cobran sobre 5 y 10 euros más, y en una autoescuela de A Coruña se llega cobrar 22 euros de más, es decir, 94 euros en concepto de tasas de Tráfico cuando realmente valen 72,20 euros. En Sevilla esta artimaña se da en ocho de los diez establecimientos encuestados, que cobran entre 72,80 y 82 euros.

Material didáctico

Las autoescuelas facilitan los libros y test que se necesitan para preparar el teórico. A veces los prestan, otras incluyen su precio en la matrícula sin que especifiquen cuánto cobran por ello y en los casos en que su coste sí está claramente diferenciado, vienen a cobrar entre 6 euros (en una autoescuela de Tenerife y otra de Badajoz) y 41,76 euros (en una de Ciudad Real). Logroño cobra el material más caro, con una media de 25,03 euros.

23 ciudades

Las ciudades en las que FACUA ha realizado la encuesta son A Coruña, Alicante, Badajoz, Barcelona, Bilbao, Cádiz, Castellón, Ciudad Real, Cuenca, Gijón, Granada, Logroño, Madrid, Málaga, Murcia, Oviedo, Palma de Mallorca, Pamplona, Salamanca, Santa Cruz de Tenerife, Santander, Sevilla, Valencia y Zaragoza.

Ya somos 198.412