Máximo histórico

La banca protagoniza una de cada tres denuncias de los consumidores sevillanos

Las compañías de telecomunicaciones y las eléctricas ocupan la segunda y la tercera posición en el balance de reclamaciones de FACUA Sevilla en el primer semestre del año.

La banca protagoniza una de cada tres denuncias de los consumidores sevillanos, un máximo histórico que la sitúa en la primera posición en el balance semestral de FACUA Sevilla

Las compañías de telecomunicaciones han sido desplazadas por los bancos a la segunda posición, mientras que las eléctricas se sitúan en el tercer lugar en el ranking de reclamaciones de los consumidores.

FACUA Sevilla ha tramitado durante los seis primeros meses de 2013 un total de 3.603 consultas y reclamaciones en sus oficinas del número 8 de la calle Resolana, en el teléfono 954 376 112 y a través del portal de Internet FACUA.org. Han sido 2.528 consultas y 1.075 quejas.

La asociación lamenta que ante el cúmulo de abusos y fraudes que sufren los consumidores, ni las autoridades competentes del Gobierno central ni la Secretaría General de Consumo de la Junta de Andalucía actúen con contundencia contra las empresas que vulneran la legislación y que son reiteradamente denunciadas por FACUA.

La banca, por primera vez a la cabeza de las denuncias

El balance semestral ¿Qué denuncian los consumidores sevillanos? (ver tabla) refleja que los bancos y entidades financieras acapararon nada menos que el 32,7% de las reclamaciones, las telecos el 27,4% y las compañías energéticas el 7,0%.

Las irregularidades en telecomunicaciones móviles provocan ya casi el doble de reclamaciones que los servicios de telefonía fija e Internet por ADSL y cable.

La banca supera a las telecos por primera vez tras más de una década

La banca ha superado a las telecos por primera vez desde 2002, cuando cerraron las academias de inglés Opening y cuatro entidades siguieron exigiendo a los cerca de 90.000 afectados el pago de los créditos que financiaban los cursos.

El principal motivo del espectacular incremento de las reclamaciones contra el sector bancario es el fraude de las cláusulas suelo, seguido de las participaciones preferentes y el aumento del cobro de comisiones de forma abusiva.

El porcentaje de denuncias contra la banca representa más del doble que en el del balance de FACUA en Sevilla correspondiente al año 2012, cuando se situó en el 14,9%.

Más del doble de reclamaciones en móvil que en fijo

En telecomunicaciones, los principales motivos de las denuncias de los usuarios son incumplimientos de ofertas comerciales, envíos de facturas después de que los usuarios hubieran solicitado la baja o amenazas con penalizaciones abusivas por anular contratos antes de finalizar los compromisos de permanencia, junto al cobro de llamadas no realizadas o el alta en servicios de mensajes no solicitados o publicitados de forma fraudulenta.

Pese al espectacular incremento de las denuncias en el sector bancario, las telecos sólo han bajado cinco puntos con respecto al balance de 2012, cuando se situaron en el 32,3%.

Las eléctricas siguen avanzando

Las compañías de electricidad y gas alcanzaron el 7,0% de las reclamaciones y consolidan la tercera posición en el ranking. En el último balance anual el porcentaje de fue casi idéntico, el 7,2%.

Los fraudes en las ofertas de electricidad en el mercado libre continúan creciendo. Mediante campañas publicitarias engañosas y visitas de comerciales a puerta fria, las grandes eléctricas anuncian descuentos que en realidad hinchan las facturas de los usuarios.

También continúan las quejas fruto de errores en las lecturas de los contadores o por no haberse producido durante largos periodos, aplicando posteriormente facturas desproporcionadas.

Aseguradoras y garantías

El cuarto lugar en el balance de reclamaciones lo ocupan las aseguradoras, con el 5,8%. Fundamentalmente por la negativa a abonar las cantidades o cubrir los servicios establecidos en los contratos.

En la quinta posición, la compra y reparación de electrodomésticos y equipos electrónicos, con el 4,2%. Los principales motivos son la negativa a asumir las garantías legales o grandes retrasos en la reparación de productos defectuosos.

Ya somos 190.625