La ley impide hacer este tipo de limitaciones

FACUA Cádiz critica que San Fernando permita prohibir el acceso con comida y bebida al cine Ábaco

La asociación recuerda que la normativa de Espectáculos Públicos afirma que es ilegal y exige al consistorio gaditano que corrija la concesión a esta empresa.

FACUA Cádiz denuncia la ilegalidad cometida por el Ayuntamiento de San Fernando al autorizar a los cines Ábaco, situados en el centro comercial San Fernando Plaza, para impedir el acceso con comidas y bebidas que no sean del propio establecimiento.

La asociación recuerda que la normativa vigente en Espectáculos Públicos impide estas limitaciones. Tras tener conocimiento de los hechos por la denuncia de un consumidor, la asociación ha advertido de que la prohibición que realizan los cines está amparada en un decreto emitido por el Ayuntamiento de San Fernando, en atribución de sus competencias en relación al Decreto de Admisión.

El consistorio tomó para amparar este decreto que permitía a la empresa limitar el acceso un informe técnico del Jefe de la Unidad Jurídica de Licencia y Disciplina. Sin embargo, FACUA Cádiz denuncia la existencia de otro informe anterior perteneciente al Jefe de Servicio de Juegos y Espectáculos Públicos de la Junta de Andalucía en la provincia de Cádiz, donde se señalaba la imposibilidad de admitir la solicitud de la empresa de cines.

La asociación lamenta que el Ayuntamiento haya obviado este informe y haya permitido a la empresa restringir el acceso a los usuarios que tuvieran comida y bebida comprada en el exterior del establecimiento.

Asimismo, exige al Ayuntamiento de San Fernando que, con carácter urgente, revoque el decreto, al mismo tiempo que insta a los usuarios que se vean afectados por esta medida a presentar la pertinente denuncia contra la empresa.

Cláusula abusiva

FACUA Cádiz advierte que al no permitir la entrada en el cine con comida y bebida se incurren en una cláusula abusiva prohibida por el Real Decreto Legislativo 1/2007, de 16 de noviembre, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios y otras leyes complementarias. Recientemente, y por este mismo motivo, FACUA ha presentado una denuncia contra seis parques de atracciones.

De hecho, un informe elaborado en 1998 por la Comisión de Cooperación de Consumo en relación a la prohibición de la entrada con comida y bebida en cines señala que "la prohibición de introducir bebidas y alimentos del exterior, cuyas características no comportan ningún riesgo o problema objetivo y que en muchas ocasiones se venden en el propio establecimiento -en ocasiones a precios más elevados- pudiera constituir una cláusula abusiva, según la normativa de Defensa del consumidor (...), que entiende como tales aquellas cláusulas que perjudiquen, de manera desproporcionada o no equitativa, al consumidor, o comporten una posición de desequilibrio entre los derechos y obligaciones de las partes, en perjuicio de los consumidores y usuarios".

FACUA Cádiz recuerda que concretamente, el Real Decreto Legislativo considera en su artículo 82.1 como abusivas "todas aquellas estipulaciones no negociadas individualmente y todas aquéllas prácticas no consentidas expresamente que, en contra de las exigencias de la buena fe causen, en perjuicio del consumidor y usuario, un desequilibrio importante de los derechos y obligaciones de las partes que se deriven del contrato".

El apartado cuatro de este mismo artículo señala que "en todo caso son abusivas las cláusulas que", entre otras cosas, "vinculen el contrato a la voluntad del empresario", "limiten los derechos del consumidor y usuario" o "contravengan las reglas sobre competencia y derecho aplicable".

Ya somos 190.687