FACUA alerta de la retirada de las lámparas para bebés Smila de Ikea por riesgo de estrangulamiento

La empresa de muebles ha retirado del mercado este modelo tras morir un menor de dieciséis meses al enrollarse el cable de conexión en el cuello.

FACUA advierte a los consumidores del peligro de colocar lámparas y el cable de éstas cerca del alcance de los más pequeños por riesgo de accidentes.

Precisamente, la empresa de muebles Ikea ha retirado del mercado una lámpara de pared dirigida a los niños. En un comunicado, la compañía ha solicitado "a los clientes que tengan una lámpara de pared Smila de Ikea que comprueben" que la misma "y el cable quedan fuera del alcance de los niños, cuando esté situada en una cuna o corralito y que el cable esté fijado a la pared de forma segura".

Esta retirada la hace después de que un bebé de dieciséis meses muriera al estrangularse con el cable de este modelo de lámpara y de otros accidentes similares pero sin llegar a ocasionar la muerte.

El modelo se corresponde con una serie de lámparas de treinta centímetros de ancho y alto, con un cable de dos metros de largo y formas infantiles diversas como un corazón rojo o una estrella azul.

Ikea ha dado a los clientes afectados la posibilidad de la devolución o de recibir "un kit de seguridad gratuito que incluye una etiqueta de advertencia, instrucciones de seguridad y fijaciones adhesivas para fijar el cable a la pared".

La empresa finaliza su nota con un recordatorio y la disculpa a los usuarios. "IKEA recuerda a los clientes que cualquier producto con cable o cordón (lámparas de pared, persianas o estores) supone un riesgo para la seguridad y deben situarse siempre fuera del alcance de los niños. Pedimos disculpas por los inconvenientes qua hayamos podido causar".

Ya somos 188.765