El Ayuntamiento ha utilizado la nueva tarificación por habitante para aplicar una brutal subida en el agua

FACUA Andalucía pide paralizar las tarifas de agua de Málaga, que penalizan a usuarios que ahorran

La federación espera que Francisco de la Torre se retracte de las mentiras e insultos que viene lanzando contra su asociación en Málaga por oponerse al tarifazo.

FACUA Andalucía pide al alcalde de Málaga que rectifique sus disparatadas tarifas de agua, que penalizan a usuarios que ahorran. La federación espera que Francisco de la Torre se retracte de las mentiras e insultos que viene lanzando contra su asociación en Málaga por oponerse al tarifazo.

La federación denuncia que la corporación municipal malagueña, gobernada por el PP, ha aprovechado la implantación de la tarifa por habitante, una fórmula que FACUA viene reivindicando históricamente, para aplicar de forma encubierta una gran subida que afecta a un importante volumen de usuarios con consumos moderados.

El Ayuntamiento inventó que FACUA Málaga había diseñado las tarifas con Emasa

Para maquillar la subida, el Ayuntamiento comenzó a asegurar antes de su aplicación que las tarifas habían sido consensuadas entre la empresa suministradora, Emasa, y las asociaciones de consumidores, incluida FACUA Málaga, una afirmación absolutamente incierta.

Y es que la asociación venía reclamando a Emasa desde febrero de 2012 una estructura tarifaria por bloques justa y equilibrada que bonifique el ahorro y penalice el despilfarro similar a la puesta en marcha en Sevilla, la única ciudad española que tenía este modelo y que fue consensuado con FACUA.

Tras ser informada sobre los bloques y las tarifas que pretendían aplicarse, FACUA Málaga planteó el año pasado sus discrepancias a la empresa y al Ayuntamiento dada la importante e injusta subida que se produciría para determinados perfiles de usuarios con consumos moderados. Ante la negativa a realizar modificación alguna, la asociación se dirigió en octubre al Gobierno municipal para solicitarle la paralización de las nuevas tarifas.

FACUA Andalucía valora que se tarifique por habitante, un modelo más justo y equilibrado que siempre ha defendido, pero comparte las críticas de FACUA Málaga al proceso llevado a cabo para su aprobación en esta capital y su resultado.

Subidas injustificadas de entre el 6 y el 28%

Un análisis realizado por FACUA Málaga refleja que las nuevas tarifas, puestas en marcha el pasado noviembre, han penalizado con subidas de entre el 6% y el 28% con respecto a las vigentes un año antes para las viviendas con una o dos personas con consumos moderados (entre 3 y 4 metros cúbicos mensuales por habitante) y del 10% en familias de tres miembros con consumos de 4 metros cúbicos.

Y es que el sistema de tarificación progresiva vinculado al número de habitantes de la vivienda de Málaga penaliza injustamente con una tarifa superior los consumos que sobrepasen los 2 metros cúbicos por habitante y mes. En Sevilla, la otra ciudad española con tarifa por habitante, la penalización  por exceso de consumo comienza a aplicarse a partir de que se superen los 4 metros cúbicos por habitante y mes. Pero además, en la capital de la comunidad se aplica una bonificación por ahorro en las viviendas que consuman menos de 3 metros cúbicos por habitante y mes.

Tras hacerse patente la incontestable subida de tarifas, el alcalde de Málaga, en un alarde de frivolidad, animó a los malagueños a ducharse con menos de 15 litros de agua para reducir el importe de sus facturas.

Insultantes afirmaciones contra FACUA Málaga

Ahora, De la Torre ha comenzado a lanzar unas insultantes afirmaciones contra FACUA Málaga, por las que la acusa de manipular a los ciudadanos y estar plegada a intereses partidistas. Una reacción que se ha producido después de que la plataforma Iniciativa Ciudadana contra el Tarifazo del Agua, de la que forma parte FACUA Málaga junto a un centenar de colectivos sociales, haya recogido en un mes casi 34.000 firmas contra la tarifa.

Así, rizando el rizo de la demagogia, el alcalde argumenta que la organización rechaza las nuevas tarifas por una supuesta vinculación no con uno, sino con dos partidos políticos, PSOE e IU.

El regidor malagueño también inventa que cuando la empresa de agua de Sevilla, Emasesa, puso en marcha el sistema de tarifas por habitante, FACUA Sevilla sí lo apoyo por el mero hecho de que el Ayuntamiento estaba gobernado por PSOE e IU. Lo que oculta De la Torre es que en la capital andaluza el cambio en la estructura tarifaria no estuvo acompañado del tarifazo encubierto que su gobierno ha aprovechado para aplicar en Málaga.

Asimismo, las tarifas que se comenzaron a aplicar en Sevilla en 2010 fueron fruto de años de debate entre la empresa municipal de aguas y FACUA Sevilla hasta alcanzar el consenso. Se trató del resultado de un proceso de implantación progresivo desde 2006, año en el que se introdujeron factores de corrección en los consumos para viviendas en las que residían más de cuatro miembros, que posteriormente pasó a tres.

Por el contrario, la estructura e importes aprobados en Málaga han sido impuestos por Emasa y el Ayuntamiento, sin aceptar el más mínimo cambio propuesto por FACUA Málaga.

FACUA Andalucía hace un llamamiento al gobierno municipal malagueño a que asuma el rechazo social que han suscitado las tarifas de agua y que paralice su aplicación. La federación cree que con las necesarias modificaciones en la estructura por bloques y los importes aplicables que viene reivindicando su asociación en Málaga, la capital puede contar con unas tarifas por habitante perfectamente aceptables por la ciudadanía.

Ya somos 188.805