Correspondientes a dos billetes de avión de ida y vuelta entre Málaga y Nueva York

Una socia de FACUA recupera 2.300 euros de un viaje con El Corte Inglés anulado por embarazo de riesgo

La aseguradora ERV rechazó sin argumentos como motivo de fuerza mayor para la cancelación de los vuelos el informe ginecológico que aconsejaba a María José Fernández López no viajar debido a una gestación con peligro de aborto.

Una socia de FACUA recupera 2.300 euros de un viaje con El Corte Inglés anulado por embarazo de riesgo
"Lo que por nosotros mismos no conseguimos en un año de reclamaciones, FACUA lo logró en poco más de un mes"

María José Fernández López, socia de FACUA-Consumidores en Acción, y su marido, David Guerrero Gálvez, han logrado finalmente recuperar los 2.352 euros que en un primer momento la compañía Europea Seguros de Viaje (ERV) se negó a devolverles al no considerar que un embarazo con riesgo de aborto fuera una causa de fuerza mayor para la cancelación del viaje que el matrimonio tenía previsto hacer a Nueva York en agosto de 2013.

Aunque la agencia de viajes de El Corte Inglés no puso ningún inconveniente a la anulación de las reservas de hotel, visitas a la ciudad ni al servicio de traslado al aeropuerto, la aseguradora sin embargo se negó a reembolsarles el importe correspondiente a los dos pasajes de avión de ida y vuelta entre Málaga y Nueva York, incumpliendo de ese modo la cobertura de la póliza ampliada con gastos de anulación suscrita por David y María José con ERV y por la que pagaron 80,10 euros.

Después de remitirles toda la documentación médica solicitada, el área de siniestros de la compañía desestimó que el embarazo con riesgo de aborto de María José estuviera amparado como supuesto por la póliza para la citada garantía y que, por tanto, no lo podían considerar una causa que pudiera provocar la cancelación.

El argumento esgrimido fue verdaderamente inconsistente y fue que en el informe médico no ponía específicamente "embarazo de riesgo con necesidad de guardar cama", sino "gestante que dado el riesgo de aborto en el primer trimestre no se recomienda viajes".

"Pagas un seguro de viaje con todos los extras precisamente para poder estar tranquilo en esta clase de situaciones imprevistas y resulta que algo que das por hecho que no te va a dar más problemas nos tenía ya casi a punto de dar por perdido un dinero que era nuestro", recuerda el socio.

Indignado con esta resolución y después de que la agencia de viajes de El Corte Inglés les asegurase que ya no podían hacer nada más, el asociado recurrió a la ayuda de los asesores jurídicos de FACUA Málaga, quienes en cuanto tuvieron conocimiento del caso se dirigieron por escrito a Europea Seguros de Viaje.

En la reclamación de la asociación se instó a la aseguradora a revisar el criterio empleado en la interpretación del punto 4 de las condiciones de la póliza, el cual dice claramente que un motivo para la cancelación del viaje será cuando exista "necesidad de guardar cama por prescripción médica como consecuencia de un embarazo de riesgo, siempre que éste haya comenzado después de la contratación de la póliza, o aborto natural".

En el informe ginecológico de la Clínica Quirón de Málaga queda patente el cumplimiento de ambas circunstancias, por lo que la negativa a devolver el dinero abonado por los billetes de avión expedidos con la compañía aérea KLM a través del operador TourMundial no tenía justificación alguna.

Falta de literalidad como pretexto

"Poco más o menos que nos negaron la devolución porque las palabras escritas por el doctor en su informe no eran literal y exactamente las mismas de la cláusula, algo totalmente ridículo cuando el espíritu de lo que se decía no daba lugar a ninguna duda sobre la causa de no poder viajar", explica David.

Así las cosas, el pasado 23 de mayo la aseguradora envió a FACUA un escrito de respuesta reconsiderando su decisión y aceptando la liquidación de los 2.352 euros pendientes de devolución, cantidad que fue ingresada automáticamente en la cuenta bancaria de David y María José y con la que finalmente pudieron recuperar los 4.654 euros invertidos en un viaje que nunca pudieron llegar a realizar.

"Estamos encantados de haber dado el paso de habernos hecho socios y a partir de ahora se lo pienso recomendar a todo el mundo, porque la realidad es que lo que por nosotros mismos no fuimos capaces de conseguir en un año de reclamaciones, que se dice pronto, FACUA lo logró en poco más de un mes", reconoce el asociado.

Felizmente, el hijo de María José y David nació unos meses más tarde sin problema alguno y a dia de hoy tanto el pequeño como su madre gozan de una estupenda salud. "Algún día volveremos a intentar visitar Nueva York, pero ya seremos tres", concluyen. 

Ya somos 188.809