La asociación considera ridícula la multa a la compañía de Miguel Ángel Flores

Tras la denuncia de FACUA, Madrid multa a Diviertt por quedarse el dinero de las entradas del SpaceFest

La empresa responsable de la tragedia en el Madrid Arena no devolvió a los usuarios el importe de una fiesta posterior que no celebró.

Tras la denuncia de FACUA, Madrid multa a Diviertt por quedarse el dinero de las entradas del SpaceFest
Entradas del cancelado SpaceFest. | Imagen:espormadrid.es

La Dirección General de Consumo de la Comunidad de Madrid ha impuesto una multa de 16.000 euros a la empresa Diviertt SL por no devolver a los usuarios el importe de las entradas del SpaceFest, un festival que iba a celebrar en enero de 2013 y finalmente canceló.

La sanción, que FACUA considera ridícula, es consecuencia de la denuncia presentada por la asociación en abril del año pasado, tras recibir numerosas quejas y reclamaciones de consumidores afectados por la situación.

Diviertt SL había organizado el SpaceFest para fin de año en el pabellón Madrid Arena, pero tras la tragedia que ocurrió en la fiesta de Halloween en 2012, organizada por la empresa y en la que murieron cinco personas por una avalancha en un recinto que duplicaba su aforo, la compañía de Miguel Ángel Flores decidió posponerla a marzo y, más tarde, cancelarla. El fiscal ha pedido 4 años de prisión para Flores por cinco delitos de homicidio por imprudencia grave y de 3 años para otros once acusados por las muertes del Madrid Arena.

FACUA recomendó a los afectados por la cancelación del SpaceFest que denunciasen también de forma particular la falta de devolución del importe de las entradas, para cuantificar la cantidad global que Diviertt debía pagar. Las plataformas creadas en las redes sociales estimaron en unas seis mil las entradas pendientes de reintegro, aunque algunas ya han sido devueltas tras las correspondientes denuncias en los juzgados.

La organización lamenta la lentitud con la que la autoridad de Consumo de la Comunidad de Madrid ha abordado la situación -la sanción se produce un año y medio después de la denuncia- y el hecho de que la multa no haya sido proporcional a las dimensiones del fraude cometido contra los consumidores que compraron entradas.

Ya somos 190.560