Tras cumplir el protocolo oficial de fumigación en el interior del aparato

La presencia de un roedor en la cabina del avión retrasa en más de seis horas un vuelo entre Madrid y Doha

Qatar Airways ya ha comunicado a los usuarios afectados por esta larga demora que la compañía se hace cargo de todos los gastos derivados, entre ellos los resultantes de las conexiones perdidas por algunos pasajeros con otros destinos como Tailandia, Singapur o Bali.

El vuelo QR150 Madrid-Doha de la aerolínea Qatar Airways  salió este domingo, día 28 de diciembre, con más de seis horas de retraso tras encontrarse un ratón en la cabina del pasaje. El sorprendente hallazgo del roedor obligó a fumigar el interior del aparato, según ha informado la Agencia EFE.

El avión tendria que haber despegado del aeropuerto Adolfo Suárez-Barajas a las tres de la tarde, pero finalmente lo hizo pasadas las nueve de la noche. La razón fue que cuando aterrizó en la capital española procedente de Doha debió ser fumigado, tras ser visto un ratón por los pasillos de la aeronave. El suceso provocó la alarma entre los pasajeros que sufren fobia a estos animales. 

Una vez que el aparato tomó tierra en la capital de España, la compañía procedió a fumigar su interior tal y como obligan las autoridades a proceder en estos casos. Hallado el roedor muerto, el protocolo de seguridad obligó después a esperar un tiempo para evitar que los pasajeros inhalaran los vapores de la emanados por las sustancias químicas empleadas en las labores de fumigación.

Como consecuencia de todo este proceso, la larga espera provocó colas ante los mostradores de la compañía aérea catarí, ya que muchos de los pasajeros del vuelo Madrid-Doha perdieron sus conexiones con otros destinos como Tailandia, Singapur o Bali.

No obstante, la compañía ha informado a los pasajeros afectados de que se hará cargo de los gastos derivados de este imprevisto retraso.

Ya somos 188.817