La CNMC expedienta a Mediaset por emitir varios capítulos de 'Crónicas carnívoras' en horario inadecuado

Considera que no cumplía con el compromiso de la cadena para la prevención de la obesidad y se presentaba el consumo de comida de forma perjudicial para la salud para los adolescentes.

La Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia (CNMC) ha abierto un expediente sancionador a Mediaset al no haber atendido su requerimiento y haber emitido varios capítulos del programa Crónicas carnívoras con una calificación de edad inadecuada.

Este supuesto incumplimiento está tipificado como infracción administrativa de carácter grave y podría suponer la imposición de una multa de entre 100.001 euros a 500.000 euros. Mediaset dispone de un plazo de quince días para presentar alegaciones.

El expediente se refiere a la emisión de 373 capítulos del programa entre los días 26 de mayo de 2014 (fecha de aplicación del requerimiento) y el 18 de diciembre de 2014, en el canal Energy, de lunes a viernes con la calificación de "no recomendado para menores de 7 años (NR 7)", pese a su contenido, según informa la CNMC en un comunicado.

En mayo del año pasado, la CNMC requirió a Mediaset para que adoptase las medidas oportunas para una correcta adecuación de la calificación por edades de los contenidos del programa Crónicas Carnívoras y asegurase que su emisión se adecuara a las franjas de protección reforzada.

En estos programas, "en escenas, en las que a veces aparecen menores, se produce la presentación del consumo de comida de tal manera que puede ser perjudicial para la salud, por ser susceptible de crear conductas imitativas o por incitar a pautas de comportamiento no adecuadas para adolescentes. Y ello tanto por la forma y estética de la presentación, como por la cantidad de comida con un alto nivel de calorías que se ingiere en cada programa".

La CNMC ha recordado que Mediaset, a través de Uteca, firmó en septiembre de 2009 un acuerdo de colaboración para reforzar la aplicación del denominado Código PAOS, sobre publicidad de alimentos y bebidas dirigida a menores, prevención de la obesidad y salud, cuyo objetivo es disminuir la prevalencia de obesidad y sobrepeso y sus consecuencias, tanto en el ámbito de la salud pública como en sus repercusiones sociales.

En este sentido, Competencia considera que, si bien el programa Crónicas carnívoras no constituye un ejemplo de comunicación comercial, sus efectos son equivalentes por su incitación a adoptar ciertas pautas de actitud o comportamiento entre los telespectadores.

En el requerimiento se advertía al operador de que su incumplimiento podría dar lugar a la apertura de procedimiento sancionador por infracción del artículo 58 de la Ley General de Comunicación Audiovisual (LGCA) y a la imposición de la multa prevista en el artículo 60 de la misma Ley.

Ya somos 190.665