Desde Cádiz a Bruselas

La Red Andalucía No al TTIP invita a la ciudadanía a participar en las EuroMarchas 2015

El Tratado restará soberanía en el ámbito local para decidir sobre las políticas públicas que más directamente afectan a la ciudadanía.

La Red Andalucía No al TTIP invita a la ciudadanía a participar en las EuroMarchas 2015

La Red Andalucía No al TTIP, que aglutina a una veintena de organizaciones sociales, políticas y sindicales de Andalucía, entre ellas FACUA Andalucía, invita a la ciudadanía andaluza a participar en las marchas, manifestaciones y actos que se convocarán próximamente en el mes de octubre, Semana de Acción contra el TTIP, EuroMarchas 2015 y Semana de Lucha contra la Pobreza.

La Red muestra así su apoyo a estas iniciativas, promovida en España por una treintena de organizaciones sociales, y que incluyen entre una de sus demandas denunciar que "una mayoría de parlamentarios europeos han votado promover un tratado de libre comercio entre EEUU y la UE, el TTIP (Acuerdo Transatlántico para el Comercio y la Inversión) que permitirá a las transnacionales operar al margen de las instituciones democráticas e incluso procesar a los gobiernos ante tribunales especiales sin control democrático por defender el interés general por encima del libre mercado".

La primera de estas acciones será la EuroMarcha 2015, que el próximo miércoles 30 arranca en Cádiz y pasará también por Sevilla el jueves 1 de octubre antes de seguir hacia Extremadura. La Red muestra así su apoyo a esta iniciativa, promovida en España por una treintena de organizaciones sociales, que pretende llevar la protesta contra el TTIP desde todos los países de la UE hasta Bruselas. El programa completo puede consultarse en la web Euromarchas2015.net.

El TTIP se anuncia como un tratado de libre comercio, pero de lo poco que se va conociendo, dado el oscurantismo con el que se negocia, se sabe que afectará a aspectos fundamentales, como la toma de decisiones democráticas, los derechos laborales y ambientales, la seguridad alimentaria o el acceso a los servicios públicos básicos y profundizará la desigualdad existente.

En Andalucía, una veintena de organizaciones sociales, políticas y sindicales de Andalucía llevan casi un año trabajando contra el TTIP, sumándose a la campaña estatal e internacional iniciada a finales de 2013.

Pese a ser una de las regiones más empobrecidas de la UE, con tasas de paro altas incluso en momentos de bonanza económica, Andalucía es rica en recursos codiciados por las grandes empresas de la energía, telecomunicaciones, agricultura, alimentación, minería, etc, que impulsan el TTIP.

El TTIP abriría las puertas a estas grandes multinacionales para que campen a sus anchas en Andalucía, imponiendo sus intereses y condiciones al pueblo andaluz, saltando por encima de sus instituciones democráticas y de sus leyes e impidiendo el desarrollo de un tejido productivo propio.

El TTIP pretende también dar un paso más en la privatización y desregulación de los servicios públicos más básicos, y servir para dar entrada en sectores hasta ahora garantizados y bajo el paraguas de los Estados a las grandes corporaciones empresariales, y priorizar así sus intereses frente a los derechos más básicos de la ciudadanía europea. Al final, será más negocio para las empresas y menos derechos y servicios garantizados para la ciudadanía.

Por todo esto, todas las organizaciones y colectivos que integran la Red (Asamblea de Andalucía, ATTAC Andalucía, CCOO de Andalucía, Ecologistas en Acción Andalucía, Entrepueblos, EQUO Andalucía, FACUA Andalucía, Iniciativa Cambio Personal y Justicia Global, Iniciativa por Andalucía- Izquierda Abierta, IU LV-CA, Mujeres de Negro Sevilla, Partido Comunista de Andalucía, Plataforma Andalucía Libre de Transgénicos, Plataforma Auditoría Ciudadana de la Deuda, Podemos Sevilla, Red Antimilitarista y Noviolenta de Andalucía, Unión de Juventudes comunistas de España, Ustea, etc.) invitan a la ciudadanía a mostrar su protesta ante el TTIP y sumarse a la lucha para evitar que los derechos de las corporaciones estén por encima de los derechos de las personas y el medioambiente.

Ya somos 188.871