Telecomunicaciones, energía y carburantes

#20D FACUA pide la intervención estatal en sectores liberalizados para regular sus precios máximos

La asociación demanda al futuro Gobierno que haga frente a las prácticas oligopolísticas. Se trata de sectores que afectan a servicios básicos de interés general.

#20D FACUA pide la intervención estatal en sectores liberalizados para regular sus precios máximos

FACUA-Consumidores en Acción reclama la intervención estatal en los sectores liberalizados de la energía, las telecomunicaciones y los carburantes de automoción para hacer frente a sus prácticas oligopolísticas y regular sus precios máximos. Es una de las reivindicaciones de la asociación a las formaciones que concurren a las elecciones generales del 20 de diciembre.

FACUA considera sobradamente constatado que en los sectores liberalizados que afectan a servicios basicos de interés general se aplican tarifas desproporcionadas al haberse conformado en ellos grandes que no compiten en precios e incluso han sido objeto de reiteradas sanciones al detectarse en ellos pactos contratos a la legislación en materia de competencia.

La organización reclama que los usuarios puedan beneficiarse de un sistema de fijación gubernamental de precios máximos, fijados con criterios de racionalidad y actualizados periódicamente, que no supondría menoscabo alguno para que las distintas empresas ofertasen en paralelo otras tarifas para competir. La ausencia de intervención estatal provoca perjuicios para el conjunto de los consumidores y la generación de bolsas de exclusión y pobreza.

Junto a las medidas en materia tarifaria, la asociación espera que el próximo Gobierno ponga en marcha protocolos de control del mercado para frenar los fraudes masivos que están sufriendo los consumidores, especialmente en telecomunicaciones, electricidad y gas. Igualmente, FACUA considera necesario mejorar la regulación de los distintos sectores liberalizados para introducir una mayor proteccion de los derechos de los consumidores.

Sector eléctrico

En el caso del sector eléctrico, FACUA demanda que se garantice a todos los ciudadanos el acceso al suministro, esencial para el desarrollo humano y la salud. Entre otras cuestiones, resulta fundamental, en opinión de la organización, que el Gobierno apruebe una tregua invernal para que las compañías eléctricas no puedan cortar la luz por impago a las familias durante estos meses de frío.

Las reformas en el sector eléctrico (privatizaciones y liberalizaciones entre otras) han generado exclusión social y más pobreza, critica la asociación, que recuerda que no hay constatación de que se haya avanzado en eficiencia y calidad en la prestación de estos servicios. La regulación nacional no ha permitido su desarrollo a precios asequibles ni ha reportado mayor calidad en su prestación. Existen por tanto, señala FACUA, importantes déficits de regulación y de control en este ámbito en perjuicio de los consumidores y de los ciudadanos más vulnerables, generándose exclusión y discriminación en el acceso a los servicios básicos de interés general.      

Así, la asociación pide la apertura de un proceso de revisión y cuestionamiento de los procesos de liberalización de los sectores energéticos que han provocado importantes disfunciones, exclusión energética, aumento de precios y no han conllevado un aumento de la calidad de los servicios.

En el sector eléctrico, FACUA considera necesaria la revisión de todos los costes regulados y la modificación de la metodología de conformación de precios en el mercado mayorista y su traslado al minorista para que el sistema tenga la máxima transparencia.

Ya somos 190.547