Tres detenidos por falsificar documentación para adquirir teléfonos de alta gama

Según ha informado la Guardia Civil, hay al menos 23 víctimas en diferentes provincias.

Tres detenidos por falsificar documentación para adquirir teléfonos de alta gama

Tres personas han sido detenidas por falsificar documentación de clientes de una empresa de telefonía para adquirir terminales telefónicos de alta gama valorados en más de 24.000 euros. Según la Guardia Civil, que ha llevado a cabo la operación, hay 23 víctimas, distribuidas por diferentes provincias del territorio nacional.

Los detenidos son dos trabajadores de una empresa subcontratada por la empresa de telefonía móvil con la que tenían contrato las víctimas. Su trabajo consistía en gestionar las contrataciones de los servicios vía telefónica. Además, está detenido el encargado de la tienda de Madrid en el que se compraban los teléfonos estafados. Están acusados de falsificación de documento público, de estafa, usurpación de estado civil, y de estafa en grado de tentativa.

La operación comenzó en noviembre de 2014, cuando una persona denunció en La Almunia (Zaragoza) que la empresa de telefonía a la que pertenecía le había facturado la adquisición de dos teléfonos móviles de alta gama que él no había contratado. Durante las gestiones realizadas por la Guardia Civil, se pudo determinar que ambos teléfonos habían sido entregados en una oficina de correos de Guadalajara y que una persona residente en Getafe estaba haciendo uso de estos terminales contratados de manera ilícita.

Esta persona indicó a la Guardia Civil que los había obtenido en una tienda de Madrid. El responsable de dicho establecimiento confirmó la venta del terminal y remitió la documentación relativa a la misma, que tras ser analizada, se verificó que había sido falsificada, lo que se puso en conocimiento de este encargado, quien finalmente admitió ser el responsable de la falsificación.

Igualmente, se pudo comprobar que este último había adquirido este teléfono y otros ocho anteriores a un conocido, persona que fue localizada por la Guardia Civil y que había comprado todos estos terminales a través de una página de internet, todos ellos con factura, al ahora detenido. La Guardia Civil se puso en contacto con esta empresa y verificó que varios DNI de clientes que habían sido aportados en la contratación de líneas móviles fueron falsificados para obtener terminales telefónicos de alta gama.

La empresa de telefonía interpuso denuncia ante la Guardia Civil por un fraude por estos hechos de más de 24.000 euros. En la denuncia indicaron desconocer lo que los trabajadores de la empresa subcontratada estaban realizando.

Forma de operar de los estafadores

Además, durante el examen de la documentación obtenida en la investigación los agentes localizaron una carpeta perteneciente a uno de los trabajadores en la que había un archivo con información de claves de acceso de otros empleados y de más de mil clientes de la empresa de telefonía, que en algunos casos ya había sido modificada y preparada para futuras contrataciones ilegales.

Los trabajadores de la empresa subcontratada utilizaban los datos personales de los clientes que adquirían los contratos de telefonía móvil y, una vez falsificados, los usaban para adquirir terminales telefónicos de alta gama de manera ilícita.

Una vez los recogían en las oficinas de correos y en tiendas de la propia empresa de telefonía, los ponían a la venta en internet.

La operación ha logrado identificar a 23 víctimas, ocho de ellas de la provincia de Barcelona, tres de Madrid, dos de Alicante y otras dos de Valladolid y Zaragoza, así como una en las provincias de Toledo, Tarragona, Gerona, Bilbao y Málaga y otra en la ciudad de Ceuta.

Ya somos 188.765