FACUA.org Versión sólo texto  
Imprimir
Imprimir
FACUA.org - Principado de Asturias - 28 de diciembre de 2017

OBRAS DE AMPLIACIóN DEL CAMPOSANTO
FACUA pide al Ayuntamiento de Cangas que reubique correctamente los restos de difuntos de Carballo

En dos escombreras cercanas al municipio se han esparcido huesos de personas que estaban enterradas en el cementerio de esta parroquia asturiana.

FACUA-Consumidores en Acción exige al Ayuntamiento de Cangas del Narcea que reubique inmediatamente y de forma correcta al cementerio de la Parroquia de Carballo los restos humanos esparcidos en dos escombreras cercanas a la localidad.

La asociación ha tenido conocimiento, a través de su Delegación territorial en el Principado de Asturias, de que la dispersión de los restos de algunos de los difuntos tuvo su origen en las obras de ampliación realizadas en este camposanto.

Según recogen algunos medios asturianos, los vecinos afectados insisten en que en las escombreras en las que se depositó la tierra extraída del cementerio para realizar la obra, a finales de 2015, todavía hay restos oseos de sus antepasados.

FACUA exige al gobierno municipal cangués que informe de manera clara y transparente a todos los vecinos damnificados del derecho que tienen a reclamar al Ayuntamiento que le sean resarcidos los daños no patrimoniales que hayan sufrido por el mal tratamiento de los cadáveres de sus seres queridos difuntos.

La asociación recuerda que el Consistorio de Cangas del Narcea debe indemnizar a los afectados por los daños morales y patrimoniales que hayan padecido por el trato incorrecto que se ha dado al tratamiento de los restos de sus familiares.

Asimismo, FACUA indica que los tribunales han reconocido ya en situaciones similares que la Administración Pública responsable es la que debe ocuparse de indemnizar a los familiares de las personas difuntas por los daños extrapatrimoniales sufridos. Como ejemplo, la sentencia del Tribunal Supremo de 18 de julio de 2000, en la que condenó al Ayuntamiento de Málaga a abonar 6.000 euros a los parientes de un difunto por "haber desaparecido" sus "restos mortales".